martes, 4 de septiembre de 2012

De la edad del plomo a la digital


Lo siento, pero hoy me dio el punto nostálgico. Cuando esto escribo, hacía un rato que había colgado de mi página de facebook unas cuantas fotos del periódico Ferrol Diario (1969-1981). Esto de desempolvar documentos es lo que tiene, que de repente te quedas mirando a lo que en ese momento colocas delante pero con el pensamiento puesto en el pasado. Pues nada menos que dando un salto del plomo a la revolución digital. Cuando hablo del plomo me da la sensación de que estuviera refiriéndome a la edad de piedra, permitidme la hipérbole. Y apenas han transcurrido poco más de cuarenta años. En algunas de la fotos se ven a los cajistas componiendo los textos, previa elaboración de los tipos de letras en las linotipias.  Hoy, el periodista hace todo: elabora la información, diseña la página partiendo de premaquetas, le reporta los textos y fotos, corrige y le da un botón para que dé el salto a preimpresión y de allí a la rotativa. Hemos pasado de los teletipos y máquinas de escribir a los ordenadores. En las últimas décadas se han producido más cambios que en los últimos cinco siglos, según dicen estudiosos del tema. Pero, en este recuerdo precipitado y somero no me quiero quedar solo con la infraestructura y los avances tecnológicos sino también con las personas, sin concretar demasiado porque requeriría de mucho espacio y eso queda, además, para el libro "De Ferrol Diario a Diario de Ferrol" que hace tiempo me he propuesto escribir y que aún no empecé. Éramos pocos, pero bien avenidos, como se suele decir, aunque llevábamos muy a rajatabla el respeto por las respectivas parcelas. La transgresión llevó a no pocos rifirrafes. Aquel Ferrol Diario -"milagro diario" que le llamábamos porque pensábamos que la rotativa, a la que no en vano apodábamos "la ancianita", haría  "plof" en algún momento solo paró cuando se echó el candado al periódico. Ferrol Diario llevaba un sello muy personal, entrega sin reparar en las manecillas del reloj, vocación por arrobas. Ferrol Diario nos marcó a todos los que por allí pasamos y que yo conocí: Mario Couceiro, Andrés París, Vicentón, David Corral, Arturo Lezcano, Manuel Beceiro, Manolo Torrente, Bieito Rubido, José Manuel Orriols, Ambar, Juan Barro, Chisco, etc. Historia pura para el periodismo local. Os invito a visitar mi página de facebook. Vale la pena. Lo escrito es pura excusa para incitaros a ver el álbum "El antiguo Ferrol Diario".