lunes, 21 de mayo de 2012

La recuperación de Canalejas, una asignatura pendiente

Canalejas y Méndez, segundo por la izquierda sentado, en el curso de una visita a Ferrol en el año 1908 (Foto "Ferrol en fotos. Un século atrás", Cuaderno editado por el Club de Prensa en el 1998)
Estamos en el año del centenario del asesinato del ferrolano y presidente del Consejo de Ministros, José Canalejas. Fue el 12 de octubre de 1912, delante de una librería. Iba solo y a pie. Un anarquista le dio tres tiros mortales de necesidad. Luego, viéndose cogido,  el asesino Manuel Pardinas se suicidó. Datos en la historia, los que se quieran y más, de su personalidad, de su obra política, de su talla humana, etc. Pero no era mi intención detenerme en estos aspectos biográficos sino llamar la atención sobre la aparente actitud de las instituciones locales que dejan pasar desapercibida la figura de este hombre. Si lo miramos con los ojos ideológicos, no hay duda de que en Ferrol existe, al menos en teoría, una corriente liberal, ahora mismo muy presente en los ayuntamientos principal y de la zona que podrían mostrar interés por Canalejas. Y si lo vemos, como creo que hay que verlo, por encima de colores políticos y banderías, está fuera de cuestionamiento que se trata de un político brillante, de un gran estadista y, lo más curioso, de una persona a la que se le quería mucho en Ferrol, hasta el punto de allegar medios para construirle un chalé en los aledaños de la ciudad. No hay más que recurrir a la hemeroteca gráfica para ver el recibimiento triunfal que el pueblo de Ferrol le tributó con motivo de una visita, siendo ya jefe de Gobierno. Bien, pues, a su muerte  da la impresión de que la memoria colectiva quedó anestesiada. Menos mal que el Club de Prensa de Ferrol en el año 2005 le dedicó un congreso, invitando a estudiosos y eruditos que se ocuparon de la figura de José Canalejas. Es verdad también que una calle lleva su nombre y a lo mejor se me escapa alguna iniciativa más. Tengo que recordar asimismo que las propias actividades dedicadas no hace mucho por el club de los periodistas a Pablo Iglesias no contaron con el entusiasmo visible de los suyos, los socialistas. Esta parece ser una sombra, al lado de muchas luces, por descontado, de la idiosincrasia ferrolana. Le cuesta trabajo reconocer, divulgar, engrandecer a ilustres hijos que han escrito páginas para la historia de Ferrol y de España.