viernes, 7 de febrero de 2014

Club de Prensa de Ferrol, en el 25 aniversario

El Club de Prensa de Ferrol recibió el año 2006 el Premio
Galicia de Comunicación. En la foto, directivos de la
entidad con el entonces presidente Pérez Touriño. El
"fotógrafo" que aparece en primer plano era el delegado
del Gobierno, Manuel Ameijeiras
Hay días en los que afluyen los temas y hay otros que sin haber consumido los anteriores parece que la memoria, o el intelecto, o la agilidad mental están yermos, torpes o espesos. Hay determinadas situaciones en el día a día en las que soy consciente de que si no aplico un mínimo de disciplina no salgo adelante. Y eso ha sido "norma vitae". Por eso me gusta "alimentar" sistemáticamente mi blog para no perder el contacto con amigos y amigas y cumplir con una periodicidad media el compromiso con los periódicos digitales que han solicitado mi colaboración y que yo he aceptado gustoso, aunque, a veces, flaqueo. Algo humano, por otro lado, sobre todo cuando abre uno varios frentes. Ya se sabe, el que mucho abarca poco aprieta. Pero, retomando las primeras líneas, una vez que inicio el diálogo con vosotros, mis lectores, siempre se me enciende la bombillita. Os contaré, por ejemplo, que esta temporada de atrás he estado ocupado, junto con mi amigo Luis Mera, en el acopio de materiales, fundamentalmente fotografías, carteles, recortes de prensa, algunos textos, para el Cuaderno de FerrolAnalisis que resume gráficamente la historia del Club de Prensa de Ferrol y que se edita, aunque con cierto retraso, con motivo del 25 aniversario. He estado en la gestación de esta entidad y me he mantenido al frente prácticamente desde el año 1987 hasta el 1999 en el que fui llamado para asumir la dirección fundacional de Diario de Ferrol. Abandoné entonces las responsabilidades para quedarme en la condición de "militante" de base. No obstante, la Junta Directiva tuvo la generosidad y gentileza de nombrarme presidente de honor y con esa mención honorífica mi nombre ha continuado apareciendo en los créditos de todas las publicaciones que sucedieron a mi marcha. Al jubilarme, quienes habían tomado el relevo en el Club de Prensa, de manera especial el secretario y "alma mater" de las actividades de la entidad, Luis Mera, me dio una palmadita en el hombro para recordarme que ahora tenía tiempo para echar una mano. Es lo que estoy haciendo allí donde me reclama el amigo.  El caso es que el volumen está ya en la imprenta y pronto se presentarán revista y cuaderno en un acto público como es habitual. El caso es también que quería transmitiros mi satisfacción porque después de manejar tantos documentos como hice últimamente, "descubrí" que es meritorio haber resistido 25 años y en ese período mantener casi todas las actividades originales y algunas más que se han ido añadiendo. Consciente de que soy juez y parte, no dejo de arriesgarme, porque me parece que es un dato objetivo, al decir que el Club de Prensa de Ferrol ha sido durante este cuarto de siglo una de las principales palancas de dinamización de la vida cultural e intelectual de Ferrol.